Translate / Traduce nuestras notas:

domingo, 8 de noviembre de 2009

Alrededor de 50 mil personas marcharon por el orgullo en Buenos Aires.



Unas 50 mil personas, lideradas por autoridades argentinas y dirigentes españoles, marcharon ayer en Buenos Aires por "el orgullo gay" para impulsar la pronta aprobación de leyes que permitan el matrimonio entre personas del mismo sexo.

Por decimoctavo año consecutivo, gays, lesbianas, bisexuales y transexuales volvieron a manifestarse en la capital argentina para exigir "libertad e igualdad de derechos" 
La marcha de este año, que superó las expectativas de la anterior edición, en la que se congregó a 40 mil personas, adquirió un valor especial por el momento histórico que está viviendo esta comunidad en Argentina, por ser la primera vez que el Parlamento debate en comisión dos proyectos de ley que buscan modificar el Código Civil para que los homosexuales puedan contraer matrimonio en el país.
Lideraron la marcha, entre otros, el secretario de Movimientos Sociales y Relaciones con las ONG de la Ejecutiva Federal del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), Pedro Zerolo, así como el diputado socialista argentino Roy Cortina.
También participaron la presidenta del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo, María José Lubertino, y presidentes de varias asociaciones de homosexuales y transexuales.

Para Zerolo, que por primera vez acude a esta marcha en el país latinoamericano, "es un orgullo participar en el orgullo argentino", en una marcha que "pone de manifiesto que se puede avanzar y que Argentina puede llegar puntual a la cita con la igualdad".

"Es importante que Argentina lo consiga, que se convierta en el primer país de América Latina en conseguirlo", apuntó en referencia a que este país es "un referente" para el resto de las naciones latinoamericanas.

"Existe una mayoría social que lo apoya, lo único que falta es la valentía de los políticos para dar este gran paso, una pequeña reforma que supone un gran avance para este país hermano", apuntó.

María José Lubertino, presente como cada año en este evento, destacó también la importancia del tratamiento en comisión de los proyectos de ley.

En su opinión, "hay un consenso social muy importante para que todas las personas" puedan tener "la misma protección legal en la familia matrimonial".

"Todo el mundo es libre de elegir si casarse o no, lo importante es que todos puedan tener los mismo derechos", agregó.

También quiso estar presente en este día el dirigente de la Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales española, Antonio Poveda, "muy emocionado" porque cree que se está viviendo en Argentina un caso "muy similar al español".

"La sociedad está preparada sobradamente para aprobar la Ley del Matrimonio Homosexual. Ahora sólo falta la valentía de los diputados y del Gobierno, como la hubo también en España. Creemos que Argentina es el paso siguiente para que el resto de Latinoamérica siga avanzando en los derechos de esta comunidad".

En este mismo sentido se pronunciaron el presidente de la Comunidad Homosexual Argentina, César Cigliutti, y la presidenta de la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans, María Rachid, quienes participaron de la marcha, que partió de la histórica Plaza de Mayo hasta el Congreso de la Nación.

En la marcha no faltó la música, el baile, las banderas multicolores y la alegría de miles de argentinos que no dudaron en salir a la calle a mostrar con orgullo su orientación sexual.
Texto: zonadiversa.blogspot.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu comentario!!!

Diciembre 10, 2016 DÍA DE LOS DERECHOS HUMANOS